Ir al contenido principal

La dictadura de Primo de Rivera

En un contexto de crisis política y social, el 13 de Septiembre de 1923, el general Miguel Primo de Rivera dio un golpe de Estado, apoyado por el ejército, declaró el Estado de guerra y se dirigió al monarca para exigir que el poder pasase a manos de los militares. Alfonso XIII aceptó un Directorio Militar presidido por Primo de Rivera, quien suspendió el régimen parlamentario constitucional.
Para esto, Primo de Rivera tiene el modelo italiano de 1922, en el que Mussolini dio un golpe de Estado fascista, quedando este primer ministro y siendo el teórico jefe del Estado el rey Victor Manuel III.

Miguel Primo de Rivera nació en Jerez de la Frontera, en una familia nobiliaria de gran tradición militar, a los 14 años ingresó en la academia militar. Desarrolló la mayor parte de su carrera en destinos coloniales, como Marruecos, Cuba y Filipinas. Fue destinado al norte de África, tomando parte de la guerra de Marruecos. En 1922 fue nombrado capitán general de Barcelona, ganándose el apoyo de la Liga Regionalista, gracias a su política de mano dura contra la conflictividad social. Sus convicciones militaristas, nacionalistas y autoritarias y su prestigio militar le llevaron  a encabezar el golpe de Estado de 1923.

Los apoyos de Primo fueron militares, políticos cercanos  a la monarquía y parte de las clases dirigentes. Defendieron su acción como una solución para poner fin a la crisis política y a la conflictividad social que atravesaba el país. Las razones que justificaban la necesidad de cambio son:
  • Inestabilidad y bloqueo del sistema político parlamentario así como su desprestigio derivado del continuo fraude electoral
  • Miedo de las clases acomodadas a una revolución social ante el auge de la conflictividad obrera y campesina
  • Aumento de la influencia del republicanismo y de los nacionalismos
  • Descontento del ejército tras el desastre de Annual
La dictadura de Primo tuvo 2 fases:
  • Directorio militar 
Sus miembros eran militares, las primeras medidas tomadas fueron, la suspensión de la Constitución de 1876, la disolución de las cortes y la prohibición de los partidos políticos y sindicatos.
Tras imponer el orden en Cataluña, la dictadura persiguió el nacionalismo catalán, prohibió el uso oficial del catalán, su bandera, su himno y una organización pre-autonómica, la Mancomunidad de Cataluña, cosa que hizo que los nacionalistas catalanes se volcaran hacia un partido más radical, el Estat Catalá.
Se fundó el Somatén, un cuerpo de voluntarios con funciones paramilitares en caso de necesidad, esto hizo que la dictadura tuviera una fuerza leal, al margen de los cuerpos de seguridad del Estado. Lo formaban propietarios, burgueses, militares retirados...
Se fundó la Unión Patrótica, un nuevo partido sin ideología clara, este solo era apoyo a la dictadura y muchos se afiliaron a este partido, como las clases medias católicas, caciques... Además se promulgaron dos estatutos, el Estatuto Municipal y el Estatuto Provincial con el fin de acabar con el caciquismo y fomentar la unidad nacional, pero estos no funcionaron.
El gran éxito del Directorio tuvo lugar en África. El Desembarco de Alhucemas en 1925 puso fin de la resistencia de las cábilas del Rif . Su líder Abd-el-Krim se entregó a las autoridades del Marruecos francés. El fin de la guerra en Marruecos les dio gran popularidad al dictador.
  • Directorio civil 
A fines de 1925, un gobierno civil, presidido por Primo de Rivera, sustituyó al Directorio Militar.
Se trataba de institucionalizar la Dictadura. En 1927, se constituyó una Asamblea Nacional Consultiva, formada en su mayoría por miembros de Unión Patriótica elegidos por sufragio restringido. Primo de Rivera de nuevo seguía el modelo italiano, en este caso el Consejo Fascista. Esta Asamblea fracasó rápidamente en su intento de redactar una ley fundamental que hiciera el papel de Constitución de la dictadura.
También se imitó el modelo social del fascismo italiano, estableciéndose la Organización Corporativa del Trabajo, especie de sindicato que trataba de arbitrar entre patrones y obreros. De nuevo el intento de institucionalización del régimen de Primo de Rivera fracasó.

En 1928 y 1929, la dictadura estaba agotada por diversos motivos, tras el crash de la bolsa de Nueva York, en 1929,  los problemas económicos se extendieron con gran rapidez por el mundo. El descontento social, con la vuelta de los movimientos huelguísticos, vino a acrecentar la oposición a la dictadura que abarcaba un amplio espectro político, algunos liberales y conservadores, republicanos, socialistas, anarquistas, intelectuales...
Otro elemento clave fue el creciente descontento en las filas del Ejército ante las arbitrariedades de Primo de Rivera.
Al verse sin apoyos, anciano y enfermo, el 27 enero 1930, Primo de Rivera presentó su dimisión al monarca, quién se apresuró a aceptarla. Dos meses después, el dictador fallecía en el exilio en París.

Comentarios

Entradas populares de este blog

La Ruptura Catalana

Existen posiciones enfrentadas con respecto a la oposición de Cataluña.  Por un lado se encuentran los partidarios de la independencia y por otro los contrarios a esta ruptura de España. Los partidarios de la independencia manejan sus números sobre el enorme coste que tiene pertenecer a España y los grandes beneficios que Cataluña obtendría si se separa del resto de España. Por su parte, los contrarios a esa ruptura aportan unas cuentas bien distintas en las que las pérdidas superarían con mucho a las ganancias. Y ambas partes se acusan mutuamente de falsear los datos. Aunque es evidente que la hipotética ruptura afectaría tanto a Cataluña como al resto de España, los cálculos concretos sobre el impacto son imposibles debido a la incertidumbre sobre lo que sucedería si llega a consumarse. Cómo obtendría el nuevo gobierno financiación para pagar nóminas, pensiones y servicios públicos catalanes, qué harían las empresas establecidas en Cataluña, cuánto le costaría al nuevo país comprar y …

La caída del muro de Berlín

La construcción del Muro de Berlín y, especialmente su caída, han formado parte de los momentos más importantes de la historia del siglo XX. Este muro dividió Berlín en dos partes durante 28 años, separando a familias y amigos. 

Al finalizar la II Guerra Mundial, tras la división de Alemania, Berlín también quedó dividida en cuatro sectores de ocupación: soviético, estadounidense, francés e inglés. Las malas relaciones entre los comunistas y los aliados fueron creciendo hasta llegar al punto en que surgieron dos monedas, dos ideales políticos y, finalmente, dos alemanias. (aquí)
En 1949, los tres sectores occidentales (estadounidense, francés y británico) pasaron a llamarse República Federal Alemana (RFA) y el sector oriental (soviético) se convirtió en la República Democrática Alemana (RDA). Berlín quedó dividida. El muro que comenzó siendo una alambrada provisional de 155 kilómetros, acabó por convertirse en una pared de hormigón de entre 3,5 y 4 metros de altura con un interior fo…

Guerra de Independencia Española

La Guerra de la Independencia Española o Guerra peninsular en el contexto europeo, fue un conflicto bélico dentro de las guerras napoleónicas que ocurrió entre el 2 de mayo de 1808 con el levantamiento contra los franceses y el 21 de junio de 1813 con la victoria de las tropas españolas, británicas y portuguesas en la Batalla de Vitoria, o el 17 de abril de 1814 con el pronunciamiento del ejército español a favor del rey Fernando VII.
Esta guerra comenzó con el tratado de Fontainebleau, firmado el 27 de octubre de 1807 entre España y Francia. Este tratado unía a estas dos naciones con el fin de repartirse Portugal, nación aliada de Inglaterra en el contexto de las Guerras Napoleónicas que se desarrollaban en Europa entre el Imperio de Napoleón y el resto de grandes potencias y la única que no acepto el bloqueo continental.


Este tratado permitía a las tropas francesas llegar a Portugal atravesando España e incluso alojarse en España. Aprovechando este derecho, los ejércitos franceses qu…